Caputdraconis's Blog


Los Caminos de la Apertura Esotérica II.
junio 1, 2011, 5:38 pm
Filed under: Uncategorized

Voy a retomar un post anterior, ya que me gustaría seguir desarrollando el tema. Hablamos de astrología, de Feng Shui, de los símbolos y algunas otras cosas. Vamos ahora a uno de los temas que también están de moda: los ángeles.

Ángel, del griego angelos, mensajero. Los ángeles son los mensajeros divinos y solemos llamar ángeles a todos los seres espirituales que actúan como intermediarios entre nosotros y Dios, pero la verdad es que hay toda una jerarquía en la cuál los “ángeles” ocupan el escalón más bajo y, por lo tanto, son los más cercanos a nosotros.

Hagamos la aclaración de que los ángeles corresponden a las tradiciones judía, cristiana e islámica. Aunque en otras religiones existan seres espirituales, no caen en la misma descripción ni categoría.

Los ángeles son seres espirituales, por lo tanto no tienen cuerpo físico, se dice que nosotros los vemos y representamos con forma humanizada porque es la manera que tenemos de “entenderlos”. Dentro de nuestra experiencia física no todos podemos entender ni visualizar a un ser de energía, de manera que nuestra mente lo viste con atributos que pueda entender.

Los ángeles siempre han estado ahí, pero de momento comenzaron a salir canalizadores y mensajes de ángeles por todos lados y ahí es donde es necesario ejercer un poco de cautela y análisis.

Un canalizador es alguien que es capaz de ponerse en un estado mental lo suficientemente alto como para percibir los mensajes dados por algún ángel o arcángel. Dichos mensajes suelen ser de contenido espiritual, enfocados al desarrollo de la humanidad o, a veces, avisos de acontecimientos por venir. La persona capaz de realizar este contacto debe ser alguien con cierto desarrollo espiritual, pero la verdad es que hay varios tipos de canalizadores. Los que verdaderamente son capaces de contactar con las entidades angélicas. Los que tienen ciertas capacidades psiquicas y que creen contactar con ángeles, pero en realidad contactan con espíritus o entidades que no son ángelicas y se divierten haciéndose pasar por tales; algunas de estas pueden ser espíritus más o menos evolucionados, pero otros pueden ser meros espíritus humanos que se resisten a abandonar el plano terrenal y se aferran a cualquier posibilidad de ser tomados en cuenta. Están también los que creen estar contactando entidades espirituales, pero en realidad están contactando a su Yo interno, que por supuesto puede revelarles verdades, pero no es un ángel. Y, finalmente, están las personas que lo único que contactan, con gran habilidad, es la cartera de sus seguidores. Personas que se dedican a engañar con el único fin de obtener dinero.

¿Cómo guiarse en este mundo donde no hay pruebas físicas o materiales de lo que se dice o se experimenta?

No es tan difícil como parece. Lo primero es ver cómo es la persona que se presenta como canalizador ¿cómo es su manera de ser? ¿realmente actúa como un ser evolucionado espiritualmente? Y ser evolucionado espiritualmente no necesariamente quiere decir que se vista con ropas orientales y parezca estar en continúo estado de meditación y trascendencia. Todo eso puede ser parte de un acto preparado de antemano para atraer incautos. Un ser evolucionado es aquel que vive una vida tranquila, acepta a sus semejante como son, ayuda a los que puede sin hacerse propaganda, no necesita reflectores y comparte de buena gana lo que sabe y lo que tiene. ¿Puede ser famoso? Puede, pero no lo necesita.

Alguien que se enfoca primero que nada en tu cartera y en cuánto puedes “aportar” debería ponerte a pensar si realmente es lo que dice ser. Aunque aquí entramos en terreno resbaladizo. Hay gente honesta que se gana la vida por medio del esoterismo en cualquiera de sus ramas y, por lo tanto, tiene que cobrar, pero una cosa es cobrar una cuota decente, incluso simbólica en algunos casos, y otra es sacar la mayor cantidad posible de dinero mediante miles de pretextos.

Una vez que analizaste a la persona puede ser que ya hayas tomado una decisión, pero si aún dudas, analiza sus mensajes. ¿Realmente hablan de cosas que te van a ayudar a desarrollarte espiritualmente? ¿Se enfocan en cosas negativas? ¿Los mensajes giran alrededor de la persona que los canaliza convirtiéndola en imprescindible?

Tal vez no sea fácil distinguir la verdad, pero los falsos canalizadores siempre acaban poniéndose en evidencia, así como los falsos profetas.


1 comentario so far
Deja un comentario

Muy bueno. Me gusta, desemascarando impostores. Pra cuándo el próximo.
saludos

Comentario por Palomita




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: